domingo, 6 de junio de 2021

Sergio Pérez tuvo un día para recordar en el Gran Premio de Azerbaiyán

 Sergio Pérez tuvo un día para recordar en el Gran Premio de Azerbaiyán, pues se subió a lo más alto del podio -el primero desde su llegada a Red Bull– y dedicó el triunfo a México.

No obstante, el mexicano se quedó cerca de abandonar la carrera, lo cual hubiera significado un desastre para la escudería Red Bull, pues Max Verstappen sufrió un accidente a falta de cinco vueltas cuando lideraba la competencia.

¿QUÉ PASÓ CON EL MONOPLAZA DE CHECO?

Un error de Lewis Hamilton en la reanudación de la carrera permitió a Checo Pérez tomar el liderato sin preocupaciones pero al cruzar la meta, entre la euforia el equipo de Red Bull le indicó al mexicano que estacionara su coche.

Ante ello, el tapatío declaró que estuvo muy cerca de abandonar la carrera aunque no dio detalles al respecto.

El dirigente, Christian Horner fue el encargado de explicar lo que sucedió: “tenía un problema hidráulico que nos preocupaba mucho que el coche no llegara al final de la carrera, por eso se paró después de la bandera a cuadros”, dijo a Sky Sports F1 de Gran Bretaña.

Por su parte, el jefe de equipo de Red Bull recalcó la gran labor de Sergio Pérez para mantener su ventaja en la reanudación de la carrera.

Uno pensaba que sólo podíamos perder cuando se reanudara la carrera, pero afortunadamente todo salió tremendamente bien, y Sergio hizo un gran, gran trabajo”, agregó el jefe de Red Bull.

​Asimismo, Honer habló del compañerismo que mostró Max Verstappen -que quedó fuera de la carrera a falta de cinco vueltas- al pararse al pie del podio para acompañar a su compañero Sergio Pérez en el festejo.

Tenemos un tremendo espíritu de equipo. Y me quito el sombrero ante los chicos de Aston, que también dieron un gran recibimiento a Sergio, porque condujo para ellos durante muchos años. Es genial ver esa deportividad”, comentó.