sábado, 29 de mayo de 2021

Manchester City y Chelsea se enfrentan hoy en una final inglesa de la Liga de Campeones

 Manchester City y Chelsea se enfrentan hoy en una final inglesa de la Liga de Campeones en Porto.

Se trata de un enfrentamiento entre dos de las mentes más perspicaces del futbol, siete años después de que Pepe Guardiola, del Manchester City, y Thomas Tuchel, del Chelsea, se conocieron propiamente —en un restaurante en Múnich en el que hablaron durante horas sobre tácticas usando el salero y el pimentero como utilería y estaban tan emocionados que incluso los meseros temían interrumpirlos.

Guardiola es el “referente”, de acuerdo con Tuchel, y busca alzar el 27mo trofeo importante (excluyendo Supercopas de España y Community Shields ingleses) de su carrera de 13 años como técnico. Es su tercera final de la Champions —la primera en 10 años— y ganó las dos anteriores dirigiendo al Barcelona.

Por su parte, Tuchel se convirtió en el primer técnico en llegar a finales sucesivas con clubes diferentes, perdiendo el partido por el título el año pasado con el Paris Saint-Germain.

 

Ambos clubes han tenido caminos contrastantes a la final.

Mientras que el City pudo darse el lujo de rotar su alineación en las últimas semanas de la Liga Premier con el título ya asegurado, el Chelsea estaba al máximo hacia el final de la temporada para asegurar un lugar entre los mejores cuatro del futbol inglés.

Las finales a este nivel suelen exhibir una mayor cautela, lo que hace que el juego se apriete conforme pasan los minutos, en especial cuando involucra a clubes del mismo país que se enfrentan con regularidad y por ello se conocen muy bien.

Es por ello que las posibilidades de que todo se defina en la tanda de penales no resulta descabellada y Chelsea sabe mucho sobre eso. El equipo ha estado en dos finales de la Champions y ambas terminaron en esa instancia, cayendo ante el Manchester United en 2008 y derrotando al Bayern Munich en 2012.